Érase una vez, un campesino que vivía en una choza vieja. Y no tenia dinero , y pensó buscarse un trabajo .Y fue al pueblo, a buscar trabajo . Y un barbero estaba buscando un ayudante yse acercó el campesino y dijo si podía trabajar, con él .Y el barbero le dijo que si podía. Dijo el campesinoque cuanto dinero ganaría y le respondió que cuarenta monedas. Lo aceptó.
Y el campesino vivía feliz y tenia para comer.
external image productos_id762b.jpg
José maría Martín Sáez